divendres, 19 de desembre de 2014

Els tics totalitaris del Rock

"Si la doctrina fundamental del fascismo contempla la subordinación del individuo al estado, estado regido por una élite, cuál no habría sido su rendimiento de propagarse mediante un instrumento de conversión tan conductista como el rock, donde el fan se somete a una forma de totalitarista poder superior, el artista y la industria que lo sostiene, y su organización, jerárquica, confecciona un sistema piramidal de castas cuya fantasía se sustenta en la dominación. "Hitler fue una de las primeras rock stars", declaraba en 1976 Bowie, saludando a la usanza Sieg Heil a los reporteros y admiradores que aguardaban en la estación Victoria. Si la derecha no supo aprovechar las posibilidades que le brindaba el rock para perpetrar una masiva agitprop, este, por el contrario, se ha apropiado siempre sin reparos de la imaginería y el discurso fascista para tontear con uno de sus más fieles y productivos aliados, el tabú social". Interessant fragment de "Fascismo y Rock", un informe del periodista Jaime Gonzalo que hauria de donar peu a múltiples reflexions. Poden llegir-ne la primera part -altament recomanable- a l'edició de desembre de Ruta 66.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada